viernes, 31 de diciembre de 2010

Top Ten 2010 y menciones


Comparto con ustedes mis Super Diez de los estrenos cinematográficos de 2010, más menciones para pelis que se dieron en festivales o en circuitos alternativos.

1. El Origen: Admirado y defenestrado por igual, Christopher Nolan ya es un artista consagrado, y lo deja bien claro en esta gran obra sobre los sueños, la redención, la memoria, el amor. Todo esto, dentro del film de espionaje más original que se haya filmado.

2. Vivir al Límite: Si bien es de 2009, la reciente ganadora del Oscar a Mejor Película se estrenó aquí este año. La también premiada Kathryn Bigelow nos muestra un formidable y desesperante ejercicio de tensión en el desierto de Bagdad.

3. Red Social: David Fincher + Jesse Eissenberg + Aaron Sorkin + Facebook = la posible gran ganadora de los próximos Oscar. También se lucen Justin Timberlake y Andrew Garfield, el nuevo Hombre Araña.

4. Toy Story 3: Las dos anteriores eran obras maestras, y la tercera parte no se queda atrás. El final, uno de los más emotivos de los últimos años.

5. La Isla Siniestra: Martin Scorsese y Leonardo DiCaprio incursionan con éxito en el cine de suspenso y terror.

6. Atracción Peligrosa: Con esta historia de robo a bancos y códigos vecinales, Ben Affleck sigue demostrando que es un director a seguir. Jeremy Renner, la reencarnación de James Cagney.

7. Miss Tacuarembó: El director Martín Sastre agarró una novela cínica, de un humor negrísimo, y la convirtió en un musical optimista e irresistible. Natalia Oreiro, en el papel de su vida.

8. Machete: Por fin Robert Rodríguez hizo de aquel falso trailer para Grindhouse un largometraje igual o más trash. En su primer protagónico, Danny Trejo no se pierde de cortar cabezas ni de acostarse con bellas señoritas.

9. Alicia en el País de las Maravillas: Tim Burton y Johnny Depp se meten con las creaciones de Lewis Carroll. El resultado: Burtonesco, Carrollezco, siempre fascinante.

10. Sherlock Holmes: Robert Downey Jr., Guy Ritchie y Jude Law resucitan a uno de los personajes más emblemáticos de la cultura popular, y lo hacen con estilo y gracia.


MENCIONES ESPECIALES

Scott Pilgrim Vs. los Siete Ex de la Chica de sus Sueños: Rock ‘n’ roll, videojuegos, Michael Cera, Mary Elizabeth Winstead... Sin dudas, Edgard Wright es uno de los directores más frescos, imaginativos y originales del siglo XXI.

Mary and Max: Largometraje hecho con animación stop motion, acerca de la relación epistolar entre una niña australiana y un adulto neoyorkino. Cómica, dramática, oscura, tierna, genial.

La Casa por la Ventana: En esta co-producción entre Argentina y Chile, Esteban Rojas y Juan Olivares le rinden tributo al cine de John Hughes y cuentan una historia sobre ser fiel a tu pasión.

El Hada Buena: Una Fábula Peronista: Imaginen un mundo regido por la ideología del Gral. Perón. La directora Laura Casabé lo imaginó primero, en este imperdible grotesco nacional.

(extraído de A Sala Llena)

FELIZ AÑO

viernes, 24 de diciembre de 2010

lunes, 20 de diciembre de 2010

La Cosa 172


En el número de este mes, escribí sobre Más allá de la vida, lo nuevo de Clint Eastwood, protagonizado por Matt Damon.

sábado, 27 de noviembre de 2010

25º Festival de Cine de Mar del Plata: balances


Versión seria

-Fui por cuatro días, pero pude hacer todo lo que me propuse. Tres cosas, concretamente: ver Scott Pilgrim y Gainsbourg, y entrevistar a John Sayles.

-Si bien no había demasiados turistas en La Felíz, las salas se llenaban, especialmente en las funciones nocturnas.

-Una vez más, se nota en la programación el sello del director del festival: José Martínez Suárez, un cineasta que ama las historias bien contadas.

-Felicitaciones a los programadores por proyectar la maravillosa Scott Pilgrim en 35mm. Esta película no se estrenará en salas comerciales, pasando directo a DVD.

-Excelente la retrospectiva sobre cine australiano de los ’70 y ’80. Si bien no pude ver ninguna (salvo las que vi en otro momento de mi vida, como Cocodrilo Dundee), me dijeron que las copias eran de lo mejor. Casi incluyen la trilogía Mad Max, pero no pudo ser, snif.

-Buenísima la retrospectiva sobre John Hughes. Lástima que las películas se hayan proyectado en DVD.

-Nos visitaron John Sayles y Hart Hartley, dos referentes del cine independiente estadounidense.

-Y también nos visitó el actor que humanizó a un ángel y a un demonio: Bruno Ganz.

-Teniendo en cuenta la calidad de Aballay y de Fase 7 (que no pude ver todavía), el cine argentino de género pasa por un momento más que interesante.

-A Sala Llena tuvo mucha presencia en el festival, tanto en prensa como en la organización.

-En algunas películas, los subtítulos electrónicos se cortaban durante un rato largo. Si no sabías algo de inglés, chau. Hay que corregir eso.

-Fue una excelente oportunidad para reencontrarme con amigos a los que no veía desde hace tiempo (Juan Schmidt) y conocer nuevos (Gabriela Avaltroni, Oscar Jalife).

-Conocí en persona a Alejandro Torrada, quien suele grabar mis participaciones en El gato de las nueve colas.

-Buenísima la merienda con De Caro y El Cinéfilo.

-Jerzy Skolimowsky tiene toda la onda.

-Vaya mi agradecimiento para las siguientes personas: José Luis De Lorenzo, Rodolfo Weisskirch, Romina Gretter, Carlos Rey, Tomás Luzzani, Emiliano Román, Gabriela Avaltroni, Sebastián De Caro, El Cinéfilo, Cynthia Sabat, Horacio Chiaramonte, Elizabeth Levitsky, Silvia Romero, Fabián Sancho, Mercedes Benítez, Hernán Obregón, Juan Schmidt, Oscar Jalife, Pablo Conde, Lola Silberman, Fernando Spiner, John Sayles.

Versión POCO seria

-El jueves 18, en el viaje de ida, pasaron la divertida comedia ¿Qué pasó ayer? Justamente yo me hice la misma pregunta el domingo siguiente. (Ya llegaré a eso)

-¿Por qué mudaron tan lejos a la Terminal?

-Como de costumbre, muy lindas mujeres por todos lados.

-Me quedé con muchas ganas de conocer a las amigas de Paz.

-El clima estuvo bárbaro. Pude hacerme una escapada a la playa. Al menos metí los pies en el agua, aunque se me mojó casi todo el pantalón.

-Insisto: sos hermosa, Cyn.

-Insisto: ¡Qué linda es Lola Silberman!

-Sobre lo sucedido el sábado 20 en el Auditórium, luego de la entrega de premios, y que me involucra a mí, Matías Orta... Ya se están contando bocha de historias, con mucho de inventado. Es evidente que nació una leyenda urbana. Pero bien vale aclarar ciertos puntos. Sí, tomé de más. Sí, abracé chicas, pero no les toqué las tetas. Sí, recuerdo que en determinado momento anduve con el torso desnudo, en parte porque mi remera quedó manchada de vino (“No aclares que oscurece...”). Sí, vomité, pero no en la alfombra roja (aunque admito que hubiera sido memorable). Es verdad que digo esto teniendo en cuenta lo que recuerdo de esa noche, que la pasamos de puta madre. Si Macri puede derrapar en su boda (incluso cuando está de servicio), ¿por qué yo no?


jueves, 25 de noviembre de 2010

Scott Pilgrim Vs. Los Siete Ex de la Chica de sus Sueños

Romántica, graciosa, fantasiosa, extravagante, fresca, impredecible, original, tierna, musical, animal, popera, vibrante, inolvidable. Son sólo algunas de las palabras que le corresponden a Scott Pilgrim Vs. The World (tal es su nombre original).

En medio del luto posterior al rompimiento con su anterior novia —una estrella pop—, Scott Pilgrim (Michael Cera, antigalán por excelencia, junto a Jesse Eisenberg) comienza a salir con una chica oriental de secundaria, pero al mismo tiempo queda embriagado de amor cuando conoce a Ramona Flowers (Mary Elizabeth Winstead, distinta a otras veces pero siempre hermosa), recién llegada a la helada pero vibrante ciudad de Toronto. Entre el joven músico desempleado y la misteriosa chica que gusta teñirse el pelo de colores nacerá una relación. Pero hay un pequeño tema: los siete ex novios de la muchacha aparecen para atacar a Scott, quien, lejos de acobardarse, luchará por lo que más ama.

Basada en el comic de Bryan Lee O’Malley, película tiene una inigualable estética roquera, de dibujo animado (sobre todo animé) y de videojuego, dentro de un contexto de cuasi estudiantina: onomatopeyas y otros efectos sonoros escritos en pantalla —Riiing, etc.—, espectaculares peleas estilo Street Fighter y Mortal Kombat, y hasta elementos de Donkey Kong; chistes tontos y físicos, y otros dialogados e inteligentes (imperdible parodia de Seinfeld). Los recursos cinematográficos utilizados incluyen pantalla dividida en varias partes, secuencias animadas, montaje furioso e inusual (siempre dentro de una lógica interna muy bien pensada), con elipsis en los momentos menos pensados.

El culpable mayor de esta maravilla es Edgar Wright. Nacido en 1974, venía de dirigir genialidades como Muertos de risa (título argentino de Shawn of the Dead) y Arma fatal (título argentino de Hot Fuzz). Ninguna de las dos se estrenó en cines en este país, pasaron directo a video y DVD. Lo mismo sucedería con Scott Pilgrim, la obra cumbre de Wright, el punto máximo de su capacidad narrativa y imaginativa. Otra vez tenemos personajes que deben arreglárselas para sobrevivir en medio de una situación adversa, convirtiéndose, sin proponérselo, en héroes inesperados, con los que el espectador se puede identificar desde el vamos. Menos mal que el realizador es co-guionista de la película sobre Tin Tin que prepara Steven Spielberg: por fin una película en la que está involucrado se estrenará seguro en todo el planeta, y en salas 3D.

Además de los protagonistas, se destacan Kieran Culkin como el insaciable pero comprensivo amigo gay de Scott; Anna Kendrick como la hermana, y Alison Pill, la cínica baterista de la banda del protagonista, y Aubrey Plaza, la empleada que se la pasa insultando. Por el lado de los ex de Ramona, Jason Schwartzman se luce haciendo de manager megalómano. Y aparecen dos actores que interpretaron o interpretan a superhéroes cinematográficos: Brandon Routh (el Hombre de Acero de la fallida Superman regresa) en el rol de un bajista ultravegetariano, y Chris Evans —Antorcha Humana en Los cuatro fantásticos y su secuela, y el flamante Capitán América en el film a estrenarse en 2011—, como una estrella de acción con poca paciencia.

Debido a su no estreno comercial en Argentina, es bueno que en este festival el público tenga la chance de ver esta obra maestra en 35mm.

Scott Pilgrim demuestra que las historias de amor nunca dejarán de ser interesantes, sobre todo si se encuentra una manera novedosa para contarlas, y que, como dice Pat benatar en su famosa canción: Love is a Battlefield.


(Nota publicada originalmente en A Sala Llena)

Gainsbourg-Vie héroïque

Aunque no lo parezca, hasta las nuevas generaciones saben quién es Serge Gainsbourg. Compositor, cantante, actor, cineasta, y, sobre todo, mujeriego. Su vida y su obra se volvieron legendarios, y la ópera prima de Joann Sfar los muestra de una manera fresca y novedosa.

La película comienza desde la niñez de Serge (Éric Elmosnino, igualito a S.G.), cuando todavía se llamaba Lucien Ginsburg y debía llevar una Estrella de David por ser judío en tiempos de la Segunda Guerra Mundial, y se extiende hasta su etapa conocida como Gainsbarre, cuando usaba barba, tomaba en exceso y se la pasaba de parranda en discotecas. Por supuesto, sus grandes hitos son plasmados en la pantalla: la creación de “Je t’aime” (tema que conoce casi todo el mundo), su polémica versión de la Marseillaise, en clave de reggae Serge fue uno de los pioneros en experimentar con distintos géneros musciales en Europa, la relación con sus hijos, y sus principales colaboradoras, amantes y musas: Juliette Greco (Anna Mouglalis), Brigitte Bardot (Laetitia Casta) y Jane Birkin (Lucy Gordon). Las tres, excelentemente caracterizadas. Las tres, pura belleza y sensualidad. También aparecen Élisabeth Levitzky (Deborah Grall), su primera esposa, y la por entonces cantante pop juvenil France Gall (Sara Forestier).

Es curioso ver a Claude Chabrol como el productor de Serge. Este film es el trabajo póstumo del prestigioso director, y también de Lucy Gordon, quien se suicidó el año pasado.

Sfar es un reconocido guionista y dibujante de comics, y inventiva convierte a lo que podría haber sido un biopic del montón en un fascinante delirio visual, en función de uno de los temas centrales del film: la cara, la peculiar cara de Gainsbourg, con la que tuvo un complejo desde niño. Por eso hay visiones de caras gigantes que lo persiguen (un ser parecido al hombrecito narigón de La pantera rosa) y hasta un alter ego demoníaco, alto, de nariz y orejas desproporcionadas, interpretado por Doug Jones, especialista en componer criaturas en películas como El laberinto del fauno y Hellboy. Este nivel de locura audiovisual tal vez se pueda comparar con Frida, de Julie Taymor, pero de todas maneras el trabajo de Sfar es audaz, imaginativo, alegre, peligroso, dramático, tierno, muy sexual, muy inspirador. Como Gainsbourg, bah.

Sin dudas, Gainsbourg-Vie héroïque es una de las obras maestras del cine francés, del cine europeo y del cine mundial en lo que va del siglo XXI.

(Nota publicada originalmente en A Sala Llena)

jueves, 18 de noviembre de 2010

La Cosa 171


¡Salió el nuevo número de La Cosa! Escribí una nota sobre El inmortal, policial francés con Jean Reno, producido por Luc Besson, y también aparece una entrevista que le hice al guionista Andrés Gelós, creador de la serie KDABRA.

domingo, 14 de noviembre de 2010

TH♥M


Si bien muchos me conocen mayormente por notas periodísticas en medios como La Cosa y A Sala Llena, mi lugar en el mundo en la ficción. Algunos de mis cuentos están en este blog (Pueden leerlos acá), y en Revista Axolotl.

Ahora, para todos aquellos corazones rotos, llegó TH♥M.

Se trata de un corazón (ya no hablo metafóricamente: es un corazoncito de verdad) que no encuentra al amor de su vida, y cuando parece que sí... Bueno, para leer las primeras dos partes de esta historia, cliqueen aquí.

Si les gusta, vale recomendarlo. ¡Que se propague como la peste bubónica!


jueves, 28 de octubre de 2010

sábado, 9 de octubre de 2010

The host: El regreso de los mutantes orientales


Dentro del cine oriental siempre se destacó un subgénero muy extravagante: el de las películas de monstruos-gigantes-que-pisan-fuerte, conocido como Kaiju. Y los estudios Toho de Japón, con Godzilla a la cabeza, no son los únicos exponentes. La industria de cine coreana también supo originar un amplio bestiario de seres que no se cansaban de destruir maquetas.

De esa misma parte del mundo surge un nuevo tipo de criatura. Estamos hablando de The host, un suceso de crítica y de público, que pasó por Cannes y se convirtió en el film más exitoso en la historia de Corea.

La historia arranca cuando, en un laboratorio coreano comandado por estadounidenses, deciden librar sustancias altamente tóxicas en el río Han. (Este episodio sucedió en la vida real; incluso se juzgó al culpable). Años más tarde, durante un día caluroso y concurrido, un monstruoso anfibio sale de las aguas y declara temporada de caza. Antes de terminar, secuestra a una niña. Su padre, un loser total, y el resto de la familia salen a rescatarla, a costa de enfrentarse a un sistema que se niega a ayudarlos.

Pero The host no es solo otra moster movie. El notable director Joon-ho Bong mezcla con maestría géneros como terror, comedia, suspenso, drama (la pérdida de un familiar nunca es broma) y hasta sátira política: para detener al engendro, el gobierno coreano se alía al ejército yanqui, y deciden atacar a la bestia sin importar las bajas humanas. Algo similar a los films de Godzilla, que en el fondo hablaban de las consecuencias de las catástrofes nucleares como la de Hiroshima.

Volviendo a The host, el bicho ya no se trata de un pobre tipo disfrazado pisando maquetas, sino de una excelente —y muy realista— creación digital de Weta, la compañía de FX de Peter Jackson. Cada aparición del peligroso mutante le corta el aliento a cualquiera.

En síntesis, The host es cine puro. ¿No les dan ganas de verla?


Matías Orta

(Nota publicada originalmente en Chak Films)

sábado, 2 de octubre de 2010

La Cosa 170


Para el nuevo número de La Cosa escribí dos notas: una sobre La red social (¿Fija para los Oscar?) y otra sobre El ocaso de un asesino, con George Clooney, dirigida por Anton Corbijn.

jueves, 16 de septiembre de 2010

La Red Social

Falta menos para verla.
David Fincher+Aaron Sorkin+Jesse Eisenberg+Facebook... ¿Qué puede salir mal?

lunes, 13 de septiembre de 2010

La Cosa 169


En el número de este mes, mi aporte consiste en... Fotos. Sí, fotos, de los 15 años de la revista. Un privilegio.

martes, 31 de agosto de 2010

Siete años de Michifus (el corto)


Hoy, 31 de agosto, se cumplen siete años del rodaje de Michifus.
Ya escribí al respecto en post de aniversarios anteriores. Sólo quiero agregar que me alegra mucho que lo sigan descubriendo las nuevas generaciones (o gente que no lo conocía). Me hace sentir bien que lo consideren una de mis mejores cartas de presentación.
Y, sobre todo, me pone muy, pero muy feliz, que el apellido Orta esté asociado a un hecho creativo (más allá de la oscura temática del corto).

viernes, 27 de agosto de 2010

Vamos a la Playa (Quemada)


A la hora de nombrar escritores argentinos, el común de la gente suele mencionar a los históricos Borges, Cortázar, Bioy Casares. Tal vez Roberto Arlt. Como si los grandes autores locales no fueran más que ellos. Sin embargo, es posible encontrar excelentes narradores contemporáneos argentos.

Un ejemplo: Gustavo Nielsen.

Nacido en 1962, este arquitecto de profesión supo abrirse camino en el panorama literario a fuerza de cuentos y novelas de una calidad y de una contundencia poco frecuentes en una época plagada de mediocridad multimediática. Y tal logro lo obtuvo con Playa quemada, su primer libro de relatos, editado por Editorial Alfaguara, y luego, por Interzona.

Si les gustan las historias light, tranquilizadoras, ultra sencillas, pobladas de personajes felices, chatos, políticamente correctos... Bueno, Playa quemada, queridos lectores, no es para ustedes. En cambio, bienvenidos a los deseosos por conocer a esos hermanos fascinados con una prima, y al limpiador de cadáveres con extrañas anécdotas, y al escritor demasiado apegado a su hija con síndrome de Down, y a tantos otros seres que bien podría cruzarse con nosotros en cualquier esquina.

La prosa de G. N. es igual de obsesiva que sus perturbadoras joyitas literarias, lo que complementa de manera genial cada una de sus creaciones.

Tras el prestigio ganado por Playa quemada Gustavo N. Publicó más libros: La flor azteca, El amor enfermo, Auschwitz; Adios, Bob; Los monstruos del Riachuelo, La fe ciega y El corazón de Dolly.

Si quieren saber más del autor, pueden visitar su blog: http://milanesasconpapas.blogspot.com/

Matías Orta

(Nota publicada originalmente en Chak Films)

lunes, 16 de agosto de 2010

La Cosa 168


Para este número escribí la nota sobre Agente Salt, una de acción con Angelina Jolie.
¡No se pierdan de comprarla!

martes, 27 de julio de 2010

Sucker Punch

Lo nuevo del grossísimo Zack Snyder. ¡No puede ser menos que una obra maestra! Lástima que recién se pueda ver en año que viene. Pero mientras, el trailer:

sábado, 24 de julio de 2010

Presentación Sangre kosher + Sacrificio


El viernes 23 de julio, a las 19, la librería El Ateneo Gran Splendid fue el escenario de una nueva presentación de libros. En este caso, de las novelas Sangre kosher, de María Inés Krimer, y Sacrificio, escrita por Leonardo Oyola. Ambos textos pertenecen a la colección Negro Absoluto, dirigida por Juan Sasturain, que abarca obras vinculadas al género policial o noir, pero ambientadas en nuestro país.

Fue justamente el conductor del programa Ver para leer quien se encargó de presentar los libros junto a los autores, leyendo fragmentos de los prólogos. Krimer habló de su obra, protagonizada por Ruth Epelbaum, una detective anciana judía. Según Sasturain, se trata del nacimiento de un nuevo personaje emblemático de la literatura argentina.

Por su parte, Sacrificio es la segunda parte de Santería, que Oyola publicó en la misma colección. En las dos historias —y en las dos entregas que vendrán— narran las peripecias de Fátima Sánchez, alías la Víbora Blanca, en las zonas marginales de Buenos Aires. Discípulo de Alberto Laiseca, Oyola tiene un estilo único, mezcla de realismo más crudo con elementos policiales, esotéricos y terroríficos... y de la cultura pop (bandas como Duran Duran, series de los ’60 y ’70). Además de ser un gran escritor, Oyola es un tipo generoso y con muy buena onda.

Sobre el final del evento, el público presente (entre el que se encontraba Claudia Piñeiro, autora de Las viudas de los jueves) pudo hacerle preguntas a los escritores. Muchas de las inquietudes estaban relacionadas con las influencias y la relación con los policiales clásicos. Oyola aprovechó para decir que creía en San Jorge... Miguel. O sea, George Michael.

He aquí algunas fotos.



jueves, 22 de julio de 2010

Shortbus: a la vida hay que hacerle el amor


John Cameron Mitchell es una de las nuevas figuras del cine independiente yanqui.

Durante los ’90 se hizo famoso (bueno, casi famoso) por escribir, dirigir y protagonizar el musical del off Broadway Hedwig and the Angry Inch. Esta historia de un travesti que llega de Alemania Oriental a Estados Unidos y se convierte en estrella de una banda de punk rock-glam de garage se convirtió en objeto de culto. Tanto, que en 2001 el propio Mitchell la llevó al cine. El resultado: Hedwig, una joyita de visión obligatoria.

Ya salió Shortbus, su segundo film.

Una de las primeras escenas permite establecer perfectamente el tono y la temática del largometraje: uno de los personajes principales se contorsiona de tal manera que logra eyacular sobre su propia boca. A continuación, una historia coral ambientada en Nueva York, en donde las relaciones sexuales más variadas dicen presente. Shortbus es el nombre de un club que reúne a toda clase de gente con ganas de pasarla muy pero muy bien.

En Shortbus no hay actores famosos, pero sí muy buenos, y sus emociones son muy reales. Cameron Mitchell confiesa haberse inspirado en los métodos de escritura y actuación empleados por John Cassavettes y Mike Leigh: “Desarrollamos el pasado, los secretos, los deseos de los personajes. Organizábamos ‘ruedas de prensa’ en las que interrogábamos a los actores acerca de sus personajes. Rodamos todos los ensayos para que yo tuviera material con el que trabajar cuando empezase a escribir el guión. De hecho, los personajes y sus luchas nacieron a partir de los actores. Esa información me sirvió para desarrollar la trama y explorar temas de una forma más tradicional. De hecho, el sistema se convirtió en método: ensayábamos durante unas cuantas semanas, trabajaba en el guión durante unos meses y así durante dos años, hasta que conseguimos la financiación. Cuando llegó el momento de rodar, el guión estaba acabado y todos nos sentíamos muy cómodos juntos. Durante los talleres hubo unas cuantas improvisaciones sexuales, pero muy pocas. Algunos actores se sentían a sus anchas y otros no, pero quería que cada uno encontrase el mejor camino hacia el sexo. Muchos prefirieron reservarse para la cámara, y valió la pena (todos los orgasmos de la película son auténticos)”.

Entre orgías y fellatios hay un cameo de Jonathan Caouette, famoso por su muy fuerte autodocumental Tarnation, que se estrenó el año pasado. (Por si no lo saben, Tarnation tuvo a Cameron Mitchell como productor ejecutivo, además de a Gus Van Sant).

Presentada en Cannes ’06, Shortbus estaba destinada a sacudir al público (¡Cuac!). No pocas veces el público abandonó la sala durante la proyección. Muchos la tildaron de pornográfica. Lo cierto es que la película está repleta de sexo, pero es básicamente la historia de personajes tratando de sobrevivir en el mundo actual. En serio.


(Nota publicada originalmente en Chak Films)

viernes, 16 de julio de 2010

Hello

Hermoso momento del primer capítulo de la segudna temporada de Glee.

jueves, 8 de julio de 2010

La Cosa 167

El número de La Cosa de este mes no es como cualquier otro: la revista cumple sus primeros 15 años de existencia. Y en este contexto, tuve el privilegio de escribir una nota de seis páginas sobre El origen, lo nuevo de Christopher Nolan. Un film que amenaza con ser la primera obra maestra de la década y una obra cumbre de la cinematografía mundial.

martes, 6 de julio de 2010

Días de radio

El próximo miércoles (mañana, bah) hablaré sobre cine en el programa EL GATO DE LAS NUEVE COLAS, que va de lunes a jueves por la FM Nacional Rock 93.7, de 22 a 24 horas.

Además, la página A Sala Llena tendrá su espacio en el programa EL FIN DEL FINDE, que irá los domingos entre las 6 y las 8 de la mañana, por la misma emisora.

sábado, 3 de julio de 2010

Igual siguen siendo Héroes


VAMOS DIEGO. VAMOS ARGENTINA.

domingo, 27 de junio de 2010

Imparables


Que se vengan los teutones, nomás.

viernes, 11 de junio de 2010

La Cosa 166

Salió el nuevo número de la revista. Escribí sobre La Chica que Soñaba con un Fósforo y un Bidón de Gasolina, segunda parte de la saga Millenium. Para julio, supernota sobre El Origen.

jueves, 10 de junio de 2010

Que se repita

Nueva proyección de Michifus

HOY jueves, a la medianoche, Michifus será proyectado en Midnight Movies, programa de TV vía Facebook. Para
verlo deben pedirle la amistad a Midnight Movies On TV:

http://www.facebook.com/midnightmoviess

Michifus
pasó exitosamente por varios festivales y fue proyectado hasta en el Malba.

¡Que lo disfruten!

jueves, 13 de mayo de 2010

La Cosa 165


Para este nuevo número escribí la nota sobre Legión de ángeles. Una de acción con elementos religiosos. ¡Que la disfruten!

martes, 4 de mayo de 2010

Lynn Redgrave (1943-2010)


Todos recordaremos sus grandes actuaciones. Siempre viene a la mente la de Dioses y monstruos, por la que debió ganar el Oscar en su momento.
Su no menos talentosa hermana Vanessa debe andar de lo peor: perder a una hija y a una hermana, todo en unos pocos meses...
Te vamos a extrañar, Lynn.

jueves, 15 de abril de 2010

BAFICI: 12º Edición


Cobertura del evento en A Sala Llena. ¡No se la pierdan!

La Cosa 164

Ya salió el nuevo número de la revista. Escribí la nota sobre Pesadilla en la Calle Elm, remake de Pesadilla en lo Profundo de la Noche.

sábado, 20 de marzo de 2010

La Cosa 163


Escribí la nota sobre El libro de los secretos.
Como siempre, pueden conseguirla en los kioscos de revista.

miércoles, 10 de marzo de 2010

Corey Haim (1971-2010)


Con él murió parte de la juventud de una generación.
Se lo va a extrañar.

lunes, 8 de marzo de 2010

El Secreto de sus Ojos ganó el Oscar

La película dirigida por Juan José Campanella acaba de ganar el Oscar a la Mejor Película Extranjera.
Campanella y Guillermo Francella subieron a recibir el premio de manos de Pedro Almodóvar y Quentin Tarantino.
Es el segundo film argentino en obtener la estatuilla. En 1986, La Historia Oficial fue la pionera en conseguir tamaño logro en la meca del cine.
Felicito a cada una de las personas que forman parte de esa gran lección de cine que es El Secreto de sus Ojos.

martes, 2 de marzo de 2010

5ta. edición de un clásico: Taller de corte y corrección, ya en todas las librerías


Bajo el sello DEBOLS!LLO, el grupo editorial Random House Mondadori acaba de lanzar la 5ta. edición de esta extraordinaria guía para la creación literaria. Taller de corte y corrección es el primero de los cuatro libros que Marcelo di Marco escribió sobre el arte de crear con la palabra. Su primera edición salió en 1997 por Sudamericana, y pronto alcanzó la lista de bestsellers de Página/12. Hoy ve su quinta edición, por el sello DEBOLS!LLO (también, como Sudamericana, perteneciente al grupo Random House Mondadori). El carácter de esta obra, así como el espíritu que anima el trabajo cotidiano en los distintos talleres que el autor coordina en persona, están perfectamente reflejados en esta nota que Miguel Sardegna publicó en Axolotl.
En la página de Marcelo di Marco de www.literatura.org pueden encontrar fragmentos de TCYC, que vuela de las librerías cosechando entusiastas elogios de los lectores y de la crítica. Ampliamente recomendado y difundido por los más prestigiosos escritores, coordinadores de talleres de escritura, docentes y especialistas en medios y comunicación, Taller de corte y corrección no puede faltar en el cajón de herramientas de quienes buscan escribir bien, mejor y con mayor libertad.
En cuanto a los otros tres libros de Di Marco sobre el oficio de escribir, en marzo de 2009 fueron publicadas en el sello Sudamericana Joven las cuartas ediciones de Atreverse a escribir. Prácticas y claves para arrancar de una vez por todas y Atreverse a corregir. Trucos y secretos del texto bien escrito. Ambos libros fueron escritos por Marcelo di Marco en coautoría con la especialista Nomi Pendzik. En abril de ese mismo año, DEBOLS!LLO publicó la segunda edición de Hacer el verso, dedicado a la formación de escritores y lectores de poesía. Al decir de Ricardo Zelarayán, Hacer el verso es “la primera poética de la literatura argentina de que tenga memoria”.

Algunas opiniones sobre
Taller de corte & corrección

Una excelente guía para la redacción literaria.
LALO MIR

Se ha dicho, con justicia, que escribir es corregir. Fiel a esta premisa, Taller de Corte & Corrección se ha convertido en un libro insoslayable: revela, sabiamente, los secretos de la corrección.
VICENTE BATTISTA

Entiendo que tanto Taller de corte & corrección como Hacer el verso pasan a la historia al lado de los textos de Antonio Albalat.
GERMÁN CÁCERES

Sumamente atractivo, con consejos muy interesantes para cualquier persona que ejerce la escritura.
OSVALDO QUIROGA

Taller de corte & corrección y Hacer el verso: dos de los mejores textos que se puedan encontrar en español sobre técnicas de escritura de prosa y poesía.
EL ESCRIBA

Taller de corte y corrección, de Marcelo di Marco, es un generoso manual, rico en revelaciones y técnicas que los que sientan vocación por la escritura agradecerán.
JUAN JOSÉ DELANEY

El joven Di Marco es un escritor conejo al estilo Updike. A pesar de que nació en 1957, tiene tantos libros publicados y premios que sólo me limitaré a decir que su obra El fantasma del Reich fue ganadora del Premio Antorchas (1994) […] Si bien [Taller de corte & corrección] está orientado hacia lo literario, juro que es más útil que muchos textos específicos de periodismo que conozco. Para mí, tendría que ser de lectura y práctica obligatoria en todos los medios periodísticos del país y sus alrededores.
VIVIANA GORBATO

Las diversas notas que componen esta guía práctica dan cuenta de los múltiples recursos del arte de escribir.
PÁGINA/12

Una suerte de aprendizaje caótico, azaroso y muy, muy bello.
SILVIA HOPENHAYN

Fruto de la experiencia, es un texto útil para quien busca ser escritor.
FEDERICO PELTZER

Bien utilizado en clase, el Taller de corte y corrección de Marcelo di Marco provocará el milagro de despertar al poeta que todos los alumnos llevan adentro.
VÍCTOR F. A. REDONDO

Las notas que componen este Taller dan cuenta de los múltiples secretos que hace falta tener en cuenta para escribir bien y mejor. Marcelo di Marco vuelca aquí su experiencia al frente de talleres de escritura.
EL CRONISTA

El libro está inundado de acotaciones, secretos, e inteligentes consignas para afianzar la escritura y, por supuesto, como lo sugiere el título, es una verdadera guía para la creación literaria. Logra un amplio nivel participativo del lector poniéndole a su alcance ejemplos de corrección, ejercitación y fragmentos de literatura argentina para ensayar lo aprendido.
SANDRA COMINO

Es verdad que todos aprendemos a escribir mediante un método que nos impone el mismo trabajo de redacción y que consta de dos movimientos: a) cometer errores; b) advertir los errores y corregirlos. Pero, si además hubiéramos tenido la guía de unos libros como los de Marcelo di Marco y Nomi Pendzik, podemos estar seguros de tres cosas: la tarea habría marchado con fluidez considerablemente mayor; los errores cometidos habrían sido menos serios y más escasos; la corrección habría sido menos extenuante y más eficaz.
FERNANDO SORRENTINO

Más que Taller de corte & corrección, el insuperable libro de Marcelo di Marco debe llamarse Fragua de futuros escritores.
JUAN-JACOBO BAJARLÍA

Cosa extraña en estos días: encontrarse con un libro que se atreve a entender la literatura como un acto de comunicación.
ABELARDO CASTILLO

Una herramienta imprescindible.
CLARÍN

Abundan los ejemplos prácticos que convierten el libro en un extraordinario ayudante para el profesorado de enseñanza primaria y secundaria […] Resulta, en conclusión, una guía de trabajo muy bien fundamentada teóricamente y que adelanta a muchos otros libros, dentro de su mismo campo didáctico, porque está orientado a la práctica de una manera muy original, ya que incorpora ejemplos múltiples de textos de autores consagrados en contraste con otros que necesitan alguna corrección. De ahí que sea un instrumento eficaz para los profesores de todos los niveles de enseñanza y para los coordinadores de talleres literarios.
DEL LIBRO LA ESCRITURA CREATIVA EN LAS AULAS. EN TORNO A LOS TALLERES LITERARIOS, DE BENIGNO DELMIRO COTO (BARCELONA, EDITORIAL GRAÓ, 3RA. EDICIÓN, 2007).

Para más información se puede visitar, entre otros:
http://es.wikipedia.org/wiki/Marcelo_di_Marco
http://www.cronopios.com.br/site/artigos.asp?id=1524
y el Diccionario de autores argentinos,
editado en 2007 por el Programa Cultura Petrobras
(ver reseña pág. 946).

Taller de corte & corrección: el mejor aliado del escritor y el tallerista.

martes, 16 de febrero de 2010

Reseñas

Ahora mis reseñas para A Sala Llena se pueden leer también desde la página web Todas las Críticas, que reúne críticas de diversos medios digitales.

jueves, 4 de febrero de 2010

El secreto de sus ojos, al Oscar


Ya pasaron varios horas de la novedad, pero no podía dejar de postear la gran noticia aquí en el blog.
De paso, recomiendo mucho Vivir al Límite, de Kathryn Bigelow, una de las más nominadas. Peliculón.

viernes, 22 de enero de 2010

Glee


Simplemente para decir que me encanta. Tenía ganas de ver una High School Musical realista, con personajes patéticos pero muy humanos e imposibles de no querer.

Data completa de esta gran serie, pinchando aquí.

Los dejo con el número musical del primer programa, "Don't stop believing", que representa el espíritu de Glee.


miércoles, 20 de enero de 2010

Top 15 cine de terror 2000


Terminó la primera década del siglo XXI. Una década a puro terror, miedo, desesperación, incertidumbre. Diez años plagados de imágenes perturbadoras y de criaturas horripilantes, insaciables, dispuestos a gozar sobre nuestras entrañas y huesos o lo que quede de nosotros. Bestias imparables... a pesar de seguir siendo seres humanos.
Algo parecido sucedió en el cine.
Siempre dije que cuando me metiera a escribir sobre películas de terror directamente lo haría en un libro o crearía una página web dedicada a eso. Pero se me ocurre una breve síntesis de lo que todavía es un proyecto a futuro.
Retomando, en materia de género de terror, cada década tuvo lo suyo: los ’30, los monstruos de la Universal; los ’40, algo más de universal, pero mucho susto implícito en las obras producidas por Val Lewton, como La marca de la pantera; los 50, terror combinado con elementos de ciencia-ficción (El enigma de otro mundo). En los ’60, el horror gótico made in Hammer, y también la American International Pictures gracias el tridente Corman-Poe-Price, al mismo tiempo que George A. Romero sorprendía con La noche de los muertos vivos. Los ’70 nos dieron obras más crudas y violentas —El loco de la motosierra, La colina de los ojos malditos—, la piedra fundacional del cine slasher —Noche de Brujas—, las travesuras de Mario Bava y Darío Argento en la tierra de las pastas, las primeras adaptaciones de novelas de Stephen King —Carrie—, los experimentos de David Cronenberg en su Canadá natal, los aullidos de Paul Naschy en la Península Ibérica... y El exorcista, seguramente el film más aterrador de todos los tiempos. Los ’80 vinieron más fuertes y más delirantes también, a veces mezclando el humor negro con el terror; hubo más Stephen King en la pantalla grande, y se consagraron figuras como Romero, Cronenberg, John Carpenter, Sam Raimi, Stuart Gordon y Wes Craven, quien supo parir a su Freddy Krueger en su Pesadilla en lo profundo de la noche... y no nos olvidemos del grossísimo Clive Barker y su Hellraiser: el pacto. Los ’90 pueden considerarse como la Edad Oscura del género, ya que se produjo poco y muchas veces directo a video, pero es posible rescatar dos joyitas: En la boca del miedo, de Carpenter, y Candyman: el dominio de la mente. (No, El silencio de los inocentes no es terror, El proyecto Blair Witch nunca me gustó y la saga de Scream sólo le dio un toque irónico al asunto. Ojo, Sé lo que hicieron el verano pasado estaba bien, sobre todo por el lado de Jennifer Love Hewitt).
La llegada del nuevo milenio significó el regreso del cine de terror, y a través de dos corrientes definidas. Por un lado, las provenientes de Asia, basadas en fantasmas y sugestión. Por otro lado, los excesos crudos y realistas, que hicieron que ver una de miedo volviera a ser una experiencia perturbadora. Mucho tuvo que ver la situación de Estados Unidos, empezando por el atentado contra las Torres Gemelas y la guerra en Irak. Como sucedió luego de la Guerra de Vietnam en los ‘60 y ‘70, que provocó la realización de film más sangrientos y pesimistas. Además, mucho de lo más interesante del género provino de otros países: Japón, Francia, España, Inglaterra, Australia... ¡Hasta de Argentina! La situación política, social y económica de dichas naciones tampoco fue la ideal.
En Hollywood se dedicaron mayormente a hacer remakes de clásicos de los ’70 y ‘80. Hay que admitir que algunas están a la altura y hasta superan a la original.
Surgieron nuevas luminarias: Rob Zombie, Alexandre Aja, Eli Roth, Neil Marshall, Adrián García Bogliano,

Consideré hacer un Top Ten de las películas de terror de la década que se nos fue, pero consideré que era poco. Luego pensé que lo adecuado sería un Top 13, pero admito que soy supersticioso. Así que lo dejé en un Top 15, que ahí va:


1-La llamada (The Ring, Gore Verbinsky, 2002): Coincido con Marcelo, mi mentor, cuando decía: “Ringu (la original japonesa) es un borrador. La llamada es la versión definitiva de la historia”. Una de las mejores películas de terror surgidas del corazón de Hollywood, a la par de El bebé de Rosemary, La profecía y El exorcista.

2-Martyrs (Pascal Laugier, 2008): La representante del más visceral horror francés. Los detalles del por qué, en la nota ya posteada.

3-Exterminio (28 days later, Danny Boyle, 2002): El gran director Danny Boyle y el no menos talentoso guionista Alex Garland fueron los responsables del renacimiento del cine de zombies hambrientos. Esta peli podría haber encabezado la lista si no empezaba a sonar música cuando Jim (Cillian Murphy) sale a la calle y encuentra una Londres vacía y grita “¡Hola!” sin respuesta. Una secuencia, muy buena, que podía haber sido excelente. Pero el resto del film, tremendo.

4-El juego del miedo (Saw, James Wan, 2004): Podríamos decir que es la película de terror más novedosa hecha en Estados Unidos... pero el director y el guionista/actor Leigh Wannell son australianos. Una desgarradora experiencia, que influyó en el cine sangriento de años posteriores. Dio pie a innumerables secuelas, y seguimos contando.

5-Destino final (Final destination, James Wong, 2000): Sin dudas, la película de terror 100% estadounidense más original estrenada desde que arrancó el milenio (bueno, James Wong nació en Hong Kong y recién piso tierra yanqui a los 10 años, pero es prácticamente norteamericano). La secuencia del inicio no dan ganas de viajar en avión. Originó tres secuelas que repiten la premisa (personas que sobreviven a una tragedia, pero la Parca va por ellos).

6-Fiebre en la cabaña (Cavin fever, Eli Roth, 2001): Con su ópera prima, Eli Roth dejó en claro que iba a ser una década con más sangre y tetas. Una historia de horror sin monstruos pero repleta de cosas horrendas y conductas homicidas, además de elementos trash muy bien puestos. Roth no logró superarla ni con Hostel ni con Hostel 2, que siguen siendo angustiantes.

7-El amanecer de los muertos (Dawn of the dead, Zack Snyder, 2004): Una prueba de que la nueva versión puede estar a la par del clásico en el que se basa (en este caso, Muertos vivos: la batalla final, de Romero). Zack Snyder, que hace su debut con esta película, demuestra que sería uno de los grandes cineastas del nuevo milenio.

8-El despertar del Diablo (The hills have eyes, Alexandre Aja, 2006): Otra remake (en este caso, de La colina de los ojos malditos, de Wes Craven) que está a la altura de la original. Y por momentos la supera. ¿Por qué? Rubi, la única chica buena del clan de caníbales que acecha a una familia tipo norteamericana, en esta versión no habla y en la otra sí, y bastante. Alexandre Aja 1, Wes Craven 0.

9-REC (Jaume Balagueró/Paco Plaza, 2007): Los realizadores más importantes del fantástico español aunaron fuerzas para darnos una de zombies antropófagos, pero filmada con un estilo Blair Witch. Una experiencia infernal. Dio pie a una secuela, REC 2, que no está mal.

10-La niebla (The Mist, Frank Darabont, 2007): Basada en una novela de Stephen King. Terror clásico con final devastador. La nota completa, aquí.

11-30 días de noche (30 days on night, David Slade, 2007): Salvado la joyita sueca Criatura de la noche (que en realidad es más una siniestra fábula), 30 días... es la mejor película de vampiros de la década. Pocas veces vimos chupasangres tan feroces. Y también, sin querer queriendo, es un gran homenaje a Romero y a Carpenter.

12-Dog soldiers (Neil Marshall, 2002): Los hombres lobos también dijeron presente en estos diez años. Esta historia acerca de soldados ingleses acechados por licántropos en un bosque de Escocia se convirtió en una de las mejores del subgénero de estos últimos años. Estupendos homenajes a La noche de los muertos vivos, Depredador y Aullidos (aunque el director dijo que su mayor fuente de inspiración fue Zulu, aquel film de 1964 con Michael Caine). Imperdible el chiste relacionado con el fútbol. Unos años más acá, Neil Marshall volvió a aterrizarnos con El descenso (también da para chistes sobre fútbol).

13-36 pasos (Adrián García Bogliano, 2006): ¡Argentina presente! La productora Paura Flics no para de darnos obras de terror puro y duro. 36 pasos se destaca por sus toques de originalidad: las protagonistas deben convivir en una quinta, andar ligeras de ropa y pasarla genial... si es que no quieren morir (¡¿?!). Que sigan los éxitos para Adrián García Bogliano y compañía.

14-Violencia diabólica (The devil’s reject, Rob Zombie, 2005): Luego de una gran carrera como músico, Rob Zombie filmó una película, y del género de sus amores (no, una comedia romántica no): Mil Cuerpos, una suerte de homenaje a El loco de la motosierra, pero que va más lejos aún. Su continuación, Violencia diabólica, la supera en originalidad, ya que se trata de una road movie enfermiza, en la que el perseguidor de la familia de asesinos es más brutal que todos ellos. Rob Z. También hizo las cosas muy bien en su remake de Halloween: el comienzo y la secuela, Halloween 2.

15-El cazador de Wolf Creek (Wolf Creek, Greg McLean, 2005): Como puede comprobarse en el imperdible documental Not quite Hollywood: the wild, untold story of Ozploitation, Australia tiene una importante tradición en cuanto al cine de género. El cazador... demuestra que esa tradición sigue viva. Y como si fuera poco, nos presenta a una versión tenebrosa del gran héroe australiano: Cocodrilo Dundee.

También vale destacar a pequeñas joyitas como la inglesa Eden Lake, las estadounidenses Jeepers Creepers y Cloverfield: Monstruo (que casi entra en el Top 15 en lugar de REC, pero había que poner un representante de la Madre Patria). Por el lado de los países asiáticos también vale mencionar a El ojo, de los hermanos Pang; El grito (la original y la remake) y Dark water. También el regreso de Romero —sobre todo El diario de los muertos— y de Carpenter, pero en la televisión mediante la enorme serie Maestros del horror, también comentada aquí.
Veremos qué nos depara esta década. Sólo esperemos que el horror esté en la pantalla, no en la vida real.